miércoles, 16 de diciembre de 2009

YO YA FIRME, ¿Y TÚ?, Aún podemos salvar un acuerdo audaz para resolver la crisis climática.



No falta mucho hasta que la cumbre de Copenhague. Cuanta más personas seamos las que formemos parte de este movimiento, más poderosos seremos. Por favor, tómate un momento para contarles a amigos y familiares sobre esta campaña para salvaguardar nuestro futuro.

Hoy ya somos mas de 11 millones de ciudadanos/as de todo el mundo que hemos firmado en la campaña para la protección del planeta más grande de la historia.

Nunca ha sido tan importante añadir tu nombre a esta campaña: este mensaje será presentado directamente a los líderes políticos mundiales en la Conferencia de Copenhague que ya termina.

Por favor, si estás de acuerdo con la carta que figura mas abajo, suma tu voz, que aún llegamos a tiempo. aquí: http://www.avaaz.org/es/save_copenhagen/98.php?

A tan sólo tres días de su final, la decisiva Cumbre de Copenhague se halla al borde del colapso.

Expertos y analistas confirman que sin una verdadera ola de presión ciudadana en favor de un acuerdo real, la conferencia fracasará en su intento de frenar un catastrófico calentamiento global de 2 grados.

Haz clic a continuación para firmar la petición por un acuerdo real en Copenhague. Esta campaña ya ha alcanzado un impresionante apoyo con más de 11 millones de firmas. ¡Actuemos en las próximas 72 horas y hagamos que se convierta en la petición más grande de la historia! Los nombres de cada uno de los firmantes serán leídos en un acto durante la cumbre. ¡Firma ahora en el enlace abajo y reenvía este email a todos tus amigos, familiares y colegas!

http://www.avaaz.org/es/save_copenhagen/98.php?

Un equipo de Avaaz está en contacto diario con los negociadores dentro del centro de conferencias de la cumbre, y está organizando un espectacular acto de entrega a los dirigentes mundiales en el momento de su llegada, en el que construiremos una enorme montaña de cajas conteniendo los nombres de los firmantes, que serán leídos en voz alta. Con esta gigantesca petición, no les quedará a nuestros líderes políticos ninguna duda de que el mundo entero está pendiente de ellos.


Millones de personas vieron por televisión la vigilia de Avaaz dentro de la cumbre el pasado fin de semana, en la que el carismático Arzobispo sudafricano Desmond Tutu, pronunció estas palabras delante de cientos de delegados y de un numeroso grupo de niños:

"Nos manifestamos en Berlín, y el muro cayó.
Nos manifestamos por Sudáfrica, y el apartheid cayó.
Nos hemos manifestado en Copenhague -- y CONSEGUIREMOS un Acuerdo Real."


La Cumbre de Copenhague se propone lograr el mandato más claro y ambicioso de la Historia para frenar la mayor amenaza con la que la humanidad se ha enfrentado jamás. En los próximos días estaremos escribirendo la Historia. ¿Cómo recordarán este momento nuestro hijos? Digámosles que nosotros hicimos todo lo que pudimos.

http://www.avaaz.org/es/save_copenhagen/98.php?

Petición dirigida a los 110 Presidentes y Primeros Ministros participantes en las negociaciones en Copenhague:

Les pedimos urgentemente que asuman sus responsabilidades y ofrezcan las concesiones necesarias para solucionar la crisis climática actual. Los países ricos deben comprometerse a ofrecer un financiamiento justo y adecuado, y todos los países deben establecer objetivos ambiciosos para reducir emisiones. Les urgimos a no irse de Copenhague sin llegar a un acuerdo que sea justo, ambicioso y vinculante, capaz de proteger al mundo de un calentamiento global de 2 grados con consecuencias catastróficas. votar

1 comentarios:

Luigi dijo...

Queridos amigos y amigas,

Es impresionante. Ayer, los medios de comunicación comenzaron a declarar que la decisiva cumbre de Copenhague sobre el clima estaba moribunda.

Sin embargo, 24 horas más tarde, y después de millones de firmas de apoyo a la petición, cientos de miles de llamadas de teléfono a nuestros líderes, y protestas masivas por todo el planeta, ¡la posibilidad de un acuerdo sigue viva!

Nuestros líderes políticos están apresurándose a hacer en pocas horas lo que no han podido llevar a cabo durante años, pero seguimos alejados de un pacto que pueda frenar los impactos catastróficos de un calentamiento global de 2 grados, y las negociaciones aún podrían naufragar. Ya sabemos que la presión ciudadana funciona. Aprovechemos estas últimas horas para subir al máximo el volumen de nuestras voces para lograr un acuerdo real, en lugar de un débil compromiso. Si aún no tuviste la oportunidad, firma esta monumental petición que ya cuenta con 13 millones de firmas, y reenvía el email a todas las personas que conozcas:

http://www.avaaz.org/es/save_copenhagen

La petición se ha convertido en el epicentro de una rebelión global contra un posible fracaso en Copenhague. Los nombres de todas las personas que la han firmado están siendo leidos por grupos de jóvenes dentro del centro de conferencias de la cumbre en Copenhague y en edificios gubernamentales de todo el mundo, incluyendo las oficinas del Departamento de Estado de los EEUU y del Primer Ministro canadiense.

Sorprendentemente, algunos líderes están invitando a la acción ciudadana. El Primer Ministro británico Gordon Brown hizo un apasionado llamamiento a 3000 miembros de Avaaz en una conferencia telefónica el pasado miércoles, animándonos a un último esfuerzo mundial de 48 horas a través del internet. Dijo también que nuestro impacto sería crucial. El premio Nobel Desmond Tutu también se dirigió al mundo en una de las 3000 vigilias organizadas por nuestro movimiento, proclamando: "Nos manifestamos en Berlín, y el muro cayó; nos manifestamos por Sudáfrica, y el apartheid cayó; nos hemos manifestado en Copenhague, y CONSEGUIREMOS un Acuerdo Real."

La historia está siendo escrita en Copenhague, pero no por parte de nuestros líderes, sino por nosotros, millones de personas en todo el mundo que nos estamos involucrando directamente, minuto a minuto, en un esfuerzo sin precedentes, en la lucha por salvar nuestro planeta. ¡La presión está surtiendo efecto, demóslo todo!

http://www.avaaz.org/es/save_copenhagen

Con esperanza y determinación,

Ricken, Alice, Iain, Ben, Paul, Luis, Graziela, Benjamin, Pascal, Veronique, Paula y todo el equipo de Avaaz.

Publicar un comentario en la entrada